Universidad del Valle de Guatemala
 
Departamento de Ciencias Sociales
Maestría en Consejeria Psicológica y Salud Mental
Psicodiagnostico de Desórdenes Mentales
 
Incidencia de Trastornos Mentales en Instituciones del Sector Público de la República de Guatemala.
 
Claudia Díaz de Salles y Monika Peter de Bran
 

 Resumen

            El siguiente trabajo es una recopilación de datos estadísticos de los trastornos mentales más frecuentemente consultados en instituciones del sector público de Guatemala.  La información se obtuvo por  medio de entrevistas con los directores de dichos centros, las instituciones visitadas fueron:  Hospital Mental del Seguro Social (IGSS),  Hospital Nacional de Salud Mental (HNMS), Hospital de Psiquiatría Infantil, Centro Residencial Psiquiátrico Neurológico de la Secretaría de Bienestar Social de la Presidencia de la República.

Introducción

            Guatemala está constituida como una república unitaria, y la constitución política define a la nación como democracia representativa. El país se halla dividido en 22 departamentos y cada uno de ellos se subdivide en municipios, existiendo un total de 330 municipios  (Ruiz y Jerez, 2003).

            El país enfrenta coyunturas políticas y económicas que influyen en la situación de salud y en el desempeño de servicios. Luego de una cruenta guerra de guerrillas de más de 36  años duración, a  fines de1996 se firmó la paz entre el gobierno y la organización insurgente, sobre la base de un conjunto de acuerdos cuyo contenido propone una agenda social de desarrollo.

            En el país los problemas relacionados con salud mental han sido múltiples y complejos, siendo agravados por el conflicto armado.  Evidenciando la existencia de conductas violentas, pobreza, desarraigo, discriminación, duelos no resueltos, baja autoestima, consumo de alcohol y otras adicciones.

            El miedo, la desconfianza en la vida cotidiana es un problema que afectó a las familias y que se manifiesta en su mayoría como angustia y depresión.  Como consecuencia de los largos años de guerra en muchas personas han quedado las cicatrices físicas que les impiden efectuar una vida normal y de trabajo al lado de sus seres queridos.  Por otro lado han quedado también cicatrices no visibles, las cuales no sólo afectan al individuo de manera personal  sino también en su ámbito familiar, laboral, económico, social  y comunitario; y otros aspectos de su vida  en donde se desenvuelve (Molina, 1999).

            Según proyecciones basadas en el último censo (2002), Guatemala cuenta con 11.3 millones de habitantes; 5.6 serán hombres y 5.7 millones serán mujeres.  El 22.1% reside en la capital. El 78% de la población, sin embargo, reside en el área rural. El 43%  de la población es indígena, con una variedad de 21 grupos lingüísticos, lo que convierte a Guatemala en un país multilingüe y pluricultural. Los menores de 15 años constituyen el 40% de la población y  los mayores de 65 el 2.7 %.

            El nivel de desempleo ha aumentado actualmente, los datos que se tenían (1995) era de 44% de desempleo en el país, lo que evidencia las limitaciones que el sistema productivo tiene para absorber la mano de obra disponible.  El 76% de la población padece de algún grado de pobreza, la cual golpea más duramente a la población indígena: 91.3% y un 55.6% de los no indígenas.  La situación educativa del país ha estado entre las peores de América Latina. La tasa de analfabetismo para 2001 era de 28.9% (24.9% hombres, 35.7% mujeres) (INE, 2002).

 

El área de salud en el país está organizada de la siguiente manera:

1.    Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social

Ejerce rectoría del sector salud

 

Jefatura de área

(Occidente, oriente, norte, sur y centro del país)

 

Direcciones hospitalarias (en la ciudad)

Grandes hospitales regionales de referencia

Hospital Roosevelt                                                              Hospital San Juan de Dios

 

                                                             

Hospital Nacional de Salud Mental

 

2. El Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS), cubre a los trabajadores afiliados al régimen, principalmente en la capital y en la costa sur del país.

3. El subsector privado no lucrativo, integrado por organizaciones no gubernamentales (ONG’S). El 82% son nacionales y de éstas, el 18% desarrollan acciones de salud. Se centran principalmente el la salud preventiva (80%) y  apenas el 5% tiene cobertura nacional.

4. El subsector privado lucrativo, está conformado por médicos en práctica liberal (de consultorio) en la capital y en ciudades más importantes del interior (Ruiz y Jerez, 2003).

 

  1. Hospital Nacional de Salud Mental

Se cuenta con un solo hospital psiquiátrico para toda la nación, el Hospital Nacional de Salud Mental, con capacidad muy limitada y  en el cual se atienden solamente adultos (mayores de16 años).  Atiende al 60% de la población nacional. El hospital atiende urgencias psiquiátricas, tiene siete pabellones en un área de diez manzanas de terreno.  Los pabellones se distribuyen de la siguiente manera:

Pabellón 1, intensivo de mujeres. La media de hospitalización está entre siete y diez días. Tiene una disponibilidad de 20 camas.

Pabellón 2, paciente crónicos geriátricos (hombres y mujeres). Tiene una disponibilidad de 47 camas.

Pabellón 3, pacientes crónicos no geriátricos mujeres. Tiene una disponibilidad de 67 camas.

Pabellón 4 (se divide en dos): pacientes crónicos no geriátricos varones y psiquiatría forense. Disponibilidad de 72 camas.

Pabellón 5, hogares protegidos: estos funcionan como parte del programa de reinserción social y es un área donde el paciente empieza a responsabilizarse de su propia seguridad y cuidado, bajo una supervisión constante.  Actualmente funciona el programa piloto con nueve mujeres.

Pabellón 6, pacientes crónicos no geriátricos varones. Disponibilidad de 67 camas.

Pabellón 7, intensivo de hombres. Tiene una media de hospitalización de siete a diez días. Disponibilidad de 20 camas.

Urgencias

Los pacientes ingresan a observación o a intervención en crisis, dependiendo de la evaluación del caso se les refiere al hospital de día, a la consulta externa  o a los diferentes pabellones. Se manejan diferentes procedimientos y medicamentos dependiendo si es una urgencia o si ya se encuentran en los pabellones. La herramienta que se utiliza para diagnóstico es el  ICD-10.

            El hospital cuenta con un total de 465 trabajadores, entre médicos, enfermeras, personal administrativo y de mantenimiento.  De  éstos 24 son psiquiatras y 14 son psicólogos.

            Se tiene un recuento del número de consultas médicas y psiquiátricas desde el año 2001 hasta  el 2004, el desglose es el siguiente:

·        Año 2001: 35489 consultas.

·        Año 2002: 40214 consultas.

·        Año 2003: 40817 consultas.

·        Año 2004: 37449 consultas.

Se puede notar que del año 2003 al 2004 hay una disminución del 8.2% en las consultas. (Divas, 2005).

            La mayoría de consultas que se encuentran por encima de la media son de pacientes provenientes  de la ciudad capital y de los departamentos de Jutiapa y Santa Rosa. Los departamentos que se encuentran en la media son Escuintla y el Progreso.  Todos los  demás departamentos se encuentran por debajo de la media de consulta.

            Los principales diagnósticos según género y la morbilidad psiquiátrica por grupo de edad es la siguiente, clasificada de mayor a menor número de consultas:

  1. F 20.0 Esquizofrenia paranoide, es el trastorno con mayor incidencia siendo más frecuente en hombres (3800 casos) que en mujeres (2600 casos), los casos son más comunes dentro del grupo  de 20 a 44 años (4400 casos).
  2. F 31 Trastorno afectivo bipolar, es más frecuente en mujeres (2700 casos) que en hombres (1400 casos), siendo más frecuente entre los 20 a 44 años (2600 casos), seguido por el grupo de 45 a 59 años (950 casos).
  3. F 32 Episodio depresivo,  es más frecuente en mujeres (2700 casos) que en hombres (900 casos).  El grupo de edad más frecuente es entre los 20 y los 44 años (1600 casos), seguido por el grupo de 45 a 59 años (850 casos) y por último el rango de 60 y más (750 casos).
  4. G 40 Epilepsia, la incidencia  es muy parecida en hombres (1400 casos) y en mujeres (1500 casos).  El grupo de edad más afectado es entre los 20 y los 44 años (2300 casos).
  5. F 29 Psicosis sin especificación, es más frecuente en mujeres (1100 casos) que en hombres (800 casos).  El grupo de edad más afectado está entre los 20 y los 44 años (1300 casos).
  6. F 20.5 Esquizofrenia residual, su incidencia es mayor entre el sexo masculino (1200 casos) que entre el femenino (900 casos).  El grupo de edad donde se presentan más casos está entre los 20 y 44 años (1300 casos).
  7. F 06 Trastorno mental debido a disfunción o a lesión cerebral, es más frecuente entre el sexo masculino (800 casos) que en el femenino (700 casos) y el rango de edad más afectado es entre 20 y 44 años (1300 casos).
  8. F 33 Trastorno depresivo recurrente, el mayor número de casos se dieron dentro del género femenino (900 casos) que en el género masculino (450 casos).  El grupo de edad con mayor morbilidad es entre los 20 a los 44 años (800 casos).
  9. Z 63 Problemas relacionados con el grupo de apoyo,  es más frecuente entre las mujeres (800 casos) que entre los hombres (600 casos).  El grupo de edad más afectado está entre los 20 y los 44 años (700 casos) seguido de cerca por el grupo de 45 a 59 años (500 casos) y por último por el grupo de 60 o más (450 casos).
  10. F 79 Retraso mental sin especificación,  este trastorno es más común entre hombres (900 casos) que entre mujeres (600 casos), siendo el grupo de edad más afectado el comprendido entre 20 y 44 años (700 casos), seguido por el grupo de 13 a 19 años (300 casos). (Divas, 2005)

Dentro de la ciudad capital las zonas con mayor incidencia se encuentran estrechamente relacionadas con altos índices de delincuencia, pandillas y pobreza. Las zonas con mayor incidencia de consulta por trastornos mentales son: 

  • Zona 18, 9000 consultas durante el año 2003; 4000 consultas durante el año 2004.
  • Zona 7, 2500 consultas durante el año 2003; 2500 consultas durante el año 2004.
  • Zona 6,  1900 consultas durante el año 2003; 2000 consultas durante el año 2004.
  • Zona 12,  1200 consultas durante el año 2003; 1200 consultas durante el año 2004.
  • Zona 19, 1100 consultas durante el año 2003; 800 consultas durante el año 2004. (Divas, 2005)

 

Tratamientos ofrecidos

            El hospital ha diseñado un programa de rehabilitación psicosocial para los pacientes internos en los pabellones antes mencionados.  Este  programa está compuesto por:

  1. Talleres ocupacionales.
  2. Inserción socio laboral/hogares protegidos.
  3. Talleres industriales.
  4. Programas de docencia e investigación.
  5. Clínicas móviles.

Además de este programa todos los internos reciben terapia individual y grupal, con un enfoque eminentemente psicodinámico.  En la consulta externa el tratamiento que se ofrece es terapia individual y medicamentos cuando es necesario.  Cuando el paciente califica puede ingresar al programa de hospital de día.  El hospital de día funciona dentro del mismo programa de rehabilitación psicosocial.  El hospital provee a los pacientes de las medicinas sin ningún costo.

 

2. El Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS)

El 30 de Octubre de 1946, el Congreso de la República de Guatemala, emite el Decreto número 295, "LA LEY ORGANICA DEL INSTITUTO GUATEMALTECO DE SEGURIDAD SOCIAL". Se crea así "Una Institución autónoma, de derecho público de personería jurídica propia y plena capacidad para adquirir derechos y contraer obligaciones, cuya finalidad es aplicar en beneficio del pueblo de Guatemala, un Régimen Nacional, Unitario y Obligatorio de Seguridad Social, de conformidad con el sistema de protección mínima" (Cap. 1°, Art. 1°).

Se crea así un Régimen Nacional, Unitario y Obligatorio. Esto significa que debe cubrir todo el territorio de la República, debe ser único para evitar la duplicación de esfuerzos y de cargas tributarias los patronos y trabajadores de acuerdo con la Ley, deben de estar inscritos como contribuyentes, no pueden evadir esta obligación, pues ello significaría incurrir en la falta de previsión social.

La Constitución Política de la República de Guatemala, promulgada el 31 de Mayo de 1985, dice en el artículo 100: "Seguridad Social. El Estado reconoce y garantiza el derecho de la seguridad social para beneficio de los habitantes de la Nación" (Farfán, 2004).

 

El régimen de Seguridad Social comprende protección y beneficios en caso de que ocurran los siguientes riesgos de carácter social:

  • Accidentes de trabajo y enfermedades profesionales
  • Maternidad
  • Enfermedades generales y mentales
  • Invalidez
  • Orfandad
  • Viudez
  • Vejez
  • Muerte (Gastos de sepelio).

El IGSS atiende al 20 % de la población nacional afiliada a esta Institución. Dentro de los servicios que presta el IGSS se encuentra el Hospital de Salud Mental que cuenta con:

  • 11 Psiquiatras
  • 8 Residentes
  • 3 Psicólogos
  • 3 Terapeutas ocupacionales
  • 1 Trabajadora social
  • 6 Estudiantes de terapia ocupacional
  • 20 Enfermeras

La media de días de estancia es de 6. Hay un 44% de ocupación, un índice de rotación de 3, intervalo de substitución de 6. La herramienta de psicodiagnóstico utilizada es el ICD-10. Durante el año 2004 se atendieron 3888 primeras consultas,      22 408 reconsultas y 2162 consultas de emergencia.

 

La incidencia por trastorno y género durante el año 2004 fue:

  • Trastorno depresivo: 13000 casos
    • Femenino: 7000 casos.
    • Masculino: 6000 casos.
  • Trastorno por ansiedad: 3450 casos.
    • Femenino: 950 casos.
    • Masculino: 2500 casos.
  • Esquizofrenia: 2700 casos.
    • Femenino: 1300 casos.
    • Masculino: 1400 casos.
  • Trastorno afectivo bipolar: 1106 casos.
    • Femenino: 406 casos.
    • Masculino: 700 casos.
  • Trastornos de personalidad: 1343 casos.
    • Femenino: 650 casos.
    • Masculino: 693 casos.
  • Trastornos somatomorfos: 200 casos.
    • Femenino: 94 casos.
    • Masculino: 106 casos.
  • Trastorno mental orgánico: 758 casos.
    • Femenino: 471 casos.
    • Masculino: 287 casos

 

  • Distimia: 550 casos.
    • Femenino: 275 casos.
    • Masculino: 275 casos.
  • Trastorno Adaptativo: 3480 casos.
    • Femenino: 1360 casos.
    • Masculino: 2120 casos (Salazar, 2005).

Tratamientos ofrecidos

El Hospital de Salud Mental ofrece el programa de hospital de día el cual funciona de 8am. a 4pm. de lunes a viernes y consta de:

  1. Interfase: atiende a los pacientes que egresan de encamamiento. El objetivo es su reintegración a la vida diaria y tiene una duración de 2 meses.
  2. Programa de atención diurna: atiende a los pacientes que llegan a la consulta externa y que califican para este programa e incluye: terapia individual y grupal, musicoterapia, biodanza, terapia ocupacional, terapia de arte, videoforos.
  3. Programa de rehabilitación de alcoholismo

 

3. Hospital Nacional de Psiquiatría Infantil

Fue creado por el Dr. Carlos Federico Mora en 1956.Ha tenido muchas dificultades para su funcionamiento debido al escaso presupuesto que le asigna el Ministerio de Salud Pública. Cuenta con: 2 Psiquiatras, 1 Psicólogo, 8 estudiantes de Terapia del Habla. Atiende a niños de 0 a 14 años en consulta externa. La herramienta de psicodiagnóstico es el ICD-10.

El promedio mensual de pacientes nuevos y primeras consultas es de 610, de reconsultas es de 3257, las emergencias atendidas son 10 y las interconsultas 25.

Los principales diagnósticos según género y la morbilidad psiquiátrica por grupo de edad es la siguiente, clasificada de mayor a menor número de consultas:

  • F 41.1 Trastorno de ansiedad generalizada, es más frecuente en mujeres ( 237 casos) que en hombres (31 casos), siendo más frecuente entre los 20 a 39 años (158 casos), seguido por el grupo de 40 a 59 años ( 54 casos).
  • F 32.0 Episodio depresivo leve, es más frecuente en mujeres ( 48 casos) que en hombres ( 9 casos), siendo más frecuente entre los 20 a 39 años ( 31 casos), seguido por el grupo de 40 a 59 años ( 11 casos) y el de 10 a 19 años con ( 9 casos).
  • F 32.2 Episodio depresivo moderado, es nuevamente más frecuente es mujeres (22 casos) que en hombres (1 caso) y ocurre con más frecuencia entre los 20 a 29 años (10 casos), seguido esta vez por el grupo de 10 a 19 años (6 casos).
  • F 91 Trastornos disociales, son más frecuentes en hombres ( 16 casos) que en mujeres ( 7 casos), siendo más frecuentes entre los 0 a 9 años (17 casos), seguido por el grupo de 10 a 19 años ( 4 casos).
  • F 81.9 Problema de aprendizaje sin especificación, se da más comúnmente en hombre (9 casos) y en mujeres (6 casos). El grupo de edad más afectado es el de 0 a 9 años (10 casos) y es seguido por el de 10 a 19 años (5 casos).
  • F 90 Trastornos hipercinéticos, de la misma forma que el anterior es más común en hombres (13 casos) que en mujeres (2 casos) siendo más frecuente entre los 0 a 9 años (9 casos) y seguido por el grupo de 10 a 19 años (6 casos).
  • Y 05 Víctima de agresión sexual, la incidencia en mujeres es de 11 casos y en los hombres de de 2 casos. El grupo de edad más afectado es el de 0 a 9 años (8 casos) y después el de 10 a 19 años (4 casos).
  • F 98.0 Enuresis no orgánica, la incidencia también es mayor en mujeres (8 casos) y en los hombres es de 6 casos. Se da con más frecuencia en el grupo de 0 a 9 años (12 casos) y le sigue el grupo de 10 a 19 años (2 casos).
  • F 90.0 Trastorno de actividad y atención, es más frecuente en hombres ( 10 casos) que en las mujeres (2 casos), siendo mayor la incidencia en el grupo de 0 a 9 años ( 9 casos) seguida por el grupo de 10 a 19 años ( 3 casos).
  • F 70 Retraso mental leve, también es más frecuente en los hombres (7 casos) y las mujeres tienen una incidencia de 3 casos. En este caso se da a la inversa que el anterior donde el grupo más afectado es el de 10 a 19 años (6 casos) y le sigue el de 0 a 9 años (4 casos).
  • F 43.2 Trastorno de adaptación, tiene una incidencia de mujeres con 6 casos y hombre con 1 caso.  El grupo de edad más afectado es el de 0 a 9 años con 5 casos y después le sigue el de 10 a 19 años con 2 casos (Fuentes, 2005).

Podemos observar que aunque se planteó que este hospital atiende principalmente a niños de 0 a 14 años, en los datos se presentan datos de otras edades que incluyen a padres de estos niños y otros adultos que alcanzan a ser atendidos.

 

Tratamientos ofrecidos

  • Psicoterapia familiar
  • Psicoterapia individual con orientación psicodinámica
  • Terapia de juego con enfoque cognitivo-conductual

 

 

 4. Centro Residencial Psiquiátrico Neurológico de la Secretaría

de Bienestar Social de la Presidencia de la República

Son pocas las personas que pueden ingresar en clínicas privadas, así como pocos los beneficiarios del IGSS. Por tanto, la mayor parte de la sociedad guatemalteca, la más pobre, debe dirigirse a dos centros: el Centro Residencial Psiquiátrico Neurológico para menores, de la Secretaría de Bienestar Social de la Presidencia, y el Hospital Nacional de Salud Mental, del Ministerio de Salud Pública.

Sentado apoyado en la pared, un niño de mirada vacía se muerde frenéticamente los labios. Lleva una camisa de fuerza. “Si se la quitamos se agrede, se arranca los cabellos y las uñas, se da golpes contra las paredes hasta sangrar. Por eso se muerde la boca, es la única forma que le queda de hacerse daño”, según Carolina de Guillén, directora del Centro Residencial Psiquiátrico Neurológico (Pellecer, 2004).

Esta institución está destinada a menores (4  a 18 años) abandonados con retraso mental leve, moderado, severo y problemas psiquiátricos. Los niños y jóvenes son referidos por el juzgado de menores debido a que son huérfanos o están siendo víctimas de maltrato infantil o una situación de extrema pobreza.

“Este lugar es un hogar para toda la vida”, opina la directora. A pesar de ser un centro de menores, no todos los 48 enfermos que acoge lo son, ya que cuando llegan a la edad adulta no son capaces de integrarse en la sociedad y valerse por sí mismos, pero tampoco existe ningún lugar donde trasladarlos, puesto que el Hospital Nacional de Salud Mental no acepta discapacitados (Pellecer, 2004).

La población actual del centro es de 48 pacientes internos  (27 hombres y 21 mujeres) y tienen una capacidad total de 52 camas.

 

Cuentan con:

  • 15 niñeras
  • 1 enfermero titular
  • 5 enfermeras auxiliares
  • 3 educadoras especiales
  • 3 conserjes
  • 2 lavanderas
  • 1jardinero

Otros profesionales prestan sus servicios de forma temporal, visitando el hogar una vez por semana, entre los que trabajan en el centro de ésta forma se encuentran:

  • 1 psicólogo
  • 1 psiquiatra
  • 1 neurólogo
  • 1 pediatra
  • 1 trabajadora social

El psicólogo lleva a cabo una evaluación y utilizan el DSM-IV como herramienta de diagnóstico. Posteriormente evalúan a los pacientes el neurólogo, psiquiatra y pediatra.

La trabajadora social investiga a la familia para determinar situaciones de maltrato infantil y orfandad.

 

Incidencia por trastorno

  • 52% presentan un retraso mental severo.
  • 31% presentan un retraso mental moderado.
  • 15% presentan un retraso mental leve.
  • 2% presentan autismo.

 

Tratamientos ofrecidos

Aparte de cuidados médicos, los pacientes residentes en el centro reciben educación especial en psicomotricidad, lenguaje, hábitos alimenticios e higiénicos, área cognoscitiva y talleres ocupacionales. Siete salen cada día a estudiar y a aprender un oficio.

Tratamientos medicamentosos

Los tratamientos medicamentosos más frecuentes utilizados son: anticonvulsivos, antipiscóticos, ácido valpróico, fenobarbitral, tioridazina, risperidona y metilfenidato. Utilizan la camisa de fuerza física y química (medicamentos muy fuertes) y el aislamiento.

 

Conclusión

El  trabajo anterior es una recopilación de datos estadísticos de los trastornos mentales más frecuentemente consultados y atendidos en instituciones del sector público de Guatemala.  Como se mencionó al inicio, la información se obtuvo por  medio de entrevistas con los directores de dichos centros y con las estadísticas que brindaron. Por otro lado también se investigó en diferentes fuentes teóricas para complementar la información. Las diferentes instituciones visitadas fueron:  Hospital Mental del Seguro Social (IGSS),  Hospital Nacional de Salud Mental (HNMS), Hospital Nacional de Psiquiatría Infantil (HNPI), Centro Residencial Psiquiátrico Neurológico de la Secretaría de Bienestar Social de la Presidencia de la República que son los principales centros en la capital donde se atienden a niños y adultos que buscan ayuda en el área de salud mental.

 

Bibliografía

Divas, R. (2005). Resumen epidemiológico del 2004. Hospital Nacional de Salud  

Mental. Documento interno.

Farfán, E. (2004). Historia del IGSS. Recuperado el 1 de julio de 2005, del sitio

www. deguate.com

Instituto Nacional de Estadística (INE). Censo poblacional 2002. Recuperado el 30

 de junio de 2005, del sitio www. ine. Gob.gt/

Molina, J. (1999). Atención Integral en Salud para Personas con Discapacidad

a causa del Enfrentamiento Armado PRADIS – SALUD. Recuperado el 1 de

julio de 2005, del sitio www. pnudguatemala.org

      Pellecer, L. (2004). Laberintos de la mente. Recuperado el 6 de julio, del sitio www.

            prensalibre.com

      Ruiz, R. y Jerez, A. (2003). Actualidad y situación de la discapacidad psíquica en  

Hispanoamérica: el caso de Guatemala. Anales de Discapacidad y Salud Mental, 2, 19-25.

Entrevistas realizadas:

  1. Dr. Ismael Salazar. Director General del Hospital de Salud Mental del Instituto Guatemalteco de Seguridad Social. Comunicación personal, 21 de junio de 2005.
  2. Dr. Edgar Vásquez. Director General del Hospital Nacional de Salud Mental. Comunicación personal, 28 de junio de 2005.
  3. Dra. Roxana de Divas. Directora de epidemiología hospitalaria del Hospital Nacional de Salud Mental. Comunicación personal, 28 de junio de 2005.
  4. Dr. Carlos Laylle. Director General del Hospital de Psiquiatría Infantil. Comunicación personal, 1 de julio 2005.
  5. Enma de Guillén. Directora administrativa del Centro Residencial Psiquiátrico Neurológico. Comunicación personal, 5 de julio 2005.
  6. Lic. Thelma Fuentes. Psicóloga encargada de la estadística del Hospital Nacional de Psiquiatría Infantil. Comunicación personal, 11 de julio 2005.

 

Volver a lista de artículos >>